Lokarri

Qué es Lokarri

LOKARRI. RED CIUDADANA POR EL ACUERDO, LA CONSULTA Y LA RECONCILIACIÓN
 
Lokarri es una organización social, independiente y plural que trabaja por la paz y la normalización de la convivencia en Euskal Herria. El nombre de Lokarri responde al siguiente significado: «lo que sirve para unir». La misión, el proyecto y la propia denominación de esta red ciudadana se vinculan a este compromiso que pretende reflejar la voluntad social mayoritaria de acuerdo, consulta y reconciliación.
 
La misión                  Principios                  Prioridades
 

LA MISION
 
Durante sus 13 años de historia, Elkarri centró principalmente su actividad en promover la no violencia junto a los derechos humanos, el diálogo sin exclusiones junto al pluralismo, y la mesa de partidos junto a los principios democráticos. Estas reivindicaciones no están todavía garantizadas pero están social y políticamente conquistadas y pueden considerarse ya como presupuestos asumidos del proceso de paz. Ha sido precisamente la voluntad social mayoritaria de no violencia, diálogo y mesa de partidos la que ha logrado crear las actuales condiciones de pre-conciliación. Sobre esta base, las prioridades sociales se sitúan ahora en la conciliación y en la reconciliación.
 
  • La conciliación deseable es aquélla que se asiente en un acuerdo suficientemente amplio y plural que pueda ser ratificado por la sociedad en consulta popular. La conciliación inevitable, después de tantos años de conflicto destructivo, sería aquélla en la que fuese la propia sociedad la que tuviera que pronunciarse directamente ante un desacuerdo infinito de los partidos políticos o un deterioro imparable de la situación.
  • La reconciliación necesita la conciliación y un esfuerzo añadido de revisión crítica del pasado, reparación a las víctimas y aceptación de las diferencias. Todo ello, será necesario para recuperar la normalización política y convivir respetándonos y respetando la dignidad humana.
Conciliación y reconciliación tienen que cumplir un requisito esencial: la inclusión social y política. Con perspectiva histórica, podemos decir que Elkarri, a través del diálogo, sirvió para dotar de contenido a la lucha por la paz. Lokarri debe servir para unir, sin exclusiones y sin vencedores ni vencidos, en el proceso de solución. La misión de Lokarri es, por ello, ser lo que sirve para unir, en concreto, hacer de la propuesta de acuerdo, consulta popular y reconciliación un factor de unidad e integración social y política.
 
Esta misión puede encontrarse con dos posibles escenarios que orientativamente perfilan su aplicación de dos modos diferentes:
 
  • Expresada en positivo y en el supuesto de progreso favorable del proceso de paz, la misión preferente de Lokarri es contribuir a encauzar de forma integradora la voluntad social mayoritaria de acuerdo plural, consulta popular y reconciliación.
  • Expresada en negativo y en el supuesto de deterioro de la situación, la misión alternativa de Lokarri es contribuir a evitar la frustración de un proceso de soluciones, mediante la presentación de una propuesta integradora de pronunciamiento directo, expreso y democrático de la sociedad sobre la manera de superar la crisis.

El nombre de esta organización responde al siguiente significado: lo que sirve para unir. La misión, el proyecto y la propia denominación de esta red ciudadana se vinculan a este compromiso que pretende reflejar la voluntad social mayoritaria de acuerdo, consulta y reconciliación. Trimestralmente, Lokarri insistirá en esta reivindicación convocando una movilización singular para que este mensaje social no deje de estar presente en el escenario de las decisiones políticas.
 
 
 
 
PRINCIPIOS

Los principios de Lokarri se corresponden con tres grandes compromisos que asume desde el momento de su fundación:
 
  • La defensa de la no violencia, la vida y los derechos humanos como absoluto ético. Ninguna causa justifica el uso de medios que atenten contra la dignidad humana. Los derechos y libertades fundamentales tanto en sus expresiones individuales como colectivas deben respetarse sin excepciones.
  • La opción por el diálogo sin exclusiones y el pluralismo como fundamento de la convivencia. La diversidad de nuestra sociedad exige un esfuerzo constante de diálogo e inclusión. La no unilateralidad, el acuerdo y la obligación de pactar son criterios básicos para nuestra convivencia.
  • El respeto a la voluntad popular y a los principios democráticos como regla básica de la política. Nuestra sociedad tiene la capacidad y la voluntad de decidir sobre su futuro sin vetos, ni imposiciones, y mediante procedimientos exclusivamente democráticos. Esta voluntad debe ser políticamente respetada y legalmente encauzada.

PRIORIDADES

El objetivo prioritario de Lokarri es reivindicar y promover un acuerdo plural y una consulta popular como ejes de la conciliación que precisa y demanda nuestra sociedad. A este primer objetivo se unen otros tres:

  • contribuir a preparar la reconciliación, mediante la defensa de un discurso y propuestas integradoras,
  • fomentar y facilitar la participación ciudadana en el proceso de paz,
  • y defender lo conquistado: la no violencia y el diálogo como condiciones de pre-conciliación.

Contenidos relacionados

Documento constitutivo de Lokarri